Efectos del emplazamiento en juicio ordinario

No hay comentarios.
Desde que se notifica la demanda en forma legal al demandado y la resolución que ha recaído en ella, se produce la relación procesal de las partes entre sí y con el tribunal.

Además, se producen otros efectos de índole procesal y de índole civil:

I. Efectos Procesales

1) Crea la carga para el demandado de comparecer ante el juez y de tomar intervención en el juicio promovido. Es una carga, y no una obligación, porque la ley no contempla ninguna sanción ni medio para hacer efectivo el llamamiento a defenderse, sino que el juicio se seguirá en rebeldía del demandado, el cual puede comparecer después respetando lo obrado.

2) El demandante no puede proceder al simple retiro de la demanda, sino que, solamente, puede desistirse de ella.

3) El juicio queda radicado ante el tribunal en que se presentó la demanda y, por ende, no puede el demandante iniciar un nuevo juicio en que ejercite la misma acción ante otro tribunal diferente y en contra del mismo demandado.

4) Los efectos de la sentencia que se dicta en el juicio, se retrotraen a la época de la notificación de la demanda, es decir, los derechos que se declaren en ese fallo se reputan que existen desde que la demanda fue notificada legalmente al demandado.

II. Efectos Civiles

1) Constituye en mora al deudor (art. 1551 N 3 CC).

2) Transforma en litigiosos los derechos para los efectos de cederlos (art. 1911 inciso segundo CC).

3) Interrumpe la prescripción (arts. 2503 y 2523 CC).

4) Transforma la prescripción extintiva de corto tiempo, en prescripción de largo tiempo (art. 2515 CC).

No hay comentarios. :

Publicar un comentario